lunes, 18 de marzo de 2013

Cabrona ¿yo?


¿Sólo por que he dejado de amarte o no te amé como querías?
¿Por que no entendí la ecuación de tu vida y no la pude resolver?
¿Por que me alejé de tí cuando decías que más me necesitabas?
¿Por que tengo más dignidad que tú pantalones?
¿Por que permití que me besaras tantas veces y nunca me gustaron tus labios?
¿Por que te hice creer que me encantaba tu sabor?
¿Por que te enamoré con premeditación, alevosía y demasiada ventaja?
¿Por que me entretenías mucho?
¿Por que "tenerte" reafimaba mi ego?
¿Por que eras mi capricho y te enteraste?
¿Por que cuando estabamos juntos mi mente volaba hacia el?
¿Por que me aburriste y después no supe que hacer contigo?

Si por esas y varias razones más me consideras cabrona, pues si, lo soy. Pero preferí decirte las maravillas que él hace conmigo y que prefiero un minuto a su lado que una vida contigo, que me enloquece con sus manos y me envena su boca, que tengo su aroma y lo respiro...a que siguieras pensando que soy  tuya y que te amo.